“A la editorial la tomo como un medio alternativo”

Nadia Presti es la creadora de la editorial Keremos Kultura, un espacio de ediciones independientes y artesanales. Actualmente radicada en Santa Fe, dialogó durante su visita a nuestra ciudad sobre la actividad editorial y el impulso que le dio en su momento a espacios como la Feria del Libro Independiente y Autónoma, Autogestiva (FLIA).  Audio.

De los fanzines a los libros artesanales: Keremos Kultura

Nadia Presti vivió en Posadas hasta principios de 2016 y en los años de su estadía se hizo su espacio en el ámbito de las ferias y las publicaciones alternativas. En esa actividad creó la primera editorial puramente artesanal que hubo en Posadas: Keremos Kultura Ediciones. Sus libros, casi siempre de pequeño tamaño, totalmente diseñados, cosidos y armados de manera artesanal tuvieron una presencia constante en ferias y otras actividades  que tuvieron a menudo a Nadia entre sus impulsoras.
Pero para llegar a hacer libros Nadia recorrió un camino en relación a las publicaciones alternativas y autogestivas, sobre todo en relación a la realización y difusión de fanzines.
“Vivi 7 años en Posadas y aca empecé a hacer libros. Venía haciendo fanzines, publicaciones alternativas durante mucho tiempo en Buenos Aires, todos los 90 hacía publicaciones alternativas y demás y acá en Posadas cuando me mudé empecé a hacer libros.”– introduce sobre su trayectoria en la actividad editorial alternativa. “Me fui moviendo, armando de a poco mi editorial, la línea editorial que quería, las cosas que quería publicar. Fui viendo por dónde quería ir. Además el espacio en Posadas te daba de qué hablar en los libros, trabajé más con plantas, con plantas medicinales, medicina alternativa, como que las líneas de los libros fue por ahí” resume. Entre esos títulos se pueden encontrar  “Manual Introductorio a la Ginecología Natural”, “Control de Plagas Natural” o “Cultivo Urbano”, asi como otros pertenecientes a temáticas diversas como “Lo que son los yerbales” de Rafael Barret o “Guitarra Negra” de Luis Alberto Spinetta.
Más adelante, ya radicada fuera de Misiones, siguió explorando otras temáticas para agregar a su catálogo:
“Después me fui mudando a otros lados y empecé a tener otras líneas: de comunicación alternativa, cosas como para que la gente que está haciendo medios tenga otras herramientas para comunicar. Asi que como que fui abriendo, depende de por dónde me movía qué libros fui editando para sumar a la editorial.” expresa.

Aprender haciendo : la editorial como medio de comunicación alternativa

“A nivel medios todo lo aprendí de práctica nomás, de estar trabajando en eventos culturales, hacer una gacetilla… pero nunca trabajé en un medio más que cuestiones muy autogestivas y de colectivos. Fui aprendiendo en el andar, y de esas experiencias me dediqué más hasta llegar al libro.” sintetiza Nadia sobre su experiencia en el campo de la comunicación. En ese sentido, el ámbito que define como propio es el de los medios y la comunicación alternativa, a través del cual se formó y  – sostiene – se informa hasta el día de hoy.
“A la editorial la tomo como un medio alternativo donde podés leer cosas de información y demás (…) un espacio donde yo publico lo que me parece interesante para leer, (…) en él vuelco lo que quiero difundir en forma de libro…” define. Y remarca además que los libros están mayormente orientados a brindar herramientas a los lectores para poder hacer, ya sea en cuestiones de cultivos, medicina natural o en el campo de la comunicación.
Otra característica que la da su sello a Keremos Kultura es la factura artesanal de los libros:
“Yo imprimo, yo lo coso, le pongo la tapa, diseño, diagramo y lo vendo. Todas las partes. Las herramientas las tengo…” describe Nadia el proceso de trabajo que realiza en la producción de sus libros, que además, señala, se lleva adelante con relativamente pocas herramientas: “Uno piensa que son cosas pequeñas, he hecho 100, 200 libros. No 1000 libros (…) Yo me muevo con 10 libros, 15 libros. Me voy manejando porque tengo las herramientas cercanas, no necesito una estructura muy compleja para moverme con la información…”

Ferias de publicaciones: la FLIA

Cuando Nadia llegó a Misiones, proveniente de Buenos Aires, se encontró con que no existían en Posadas ámbitos de publicación y difusión como los que había en su lugar de origen. Se dio entonces con la necesidad de empezar a impulsar la creación de esos ámbitos en los cual compartir, difundir y estimular también la producción de publicaciones. En esa perspectiva es que junto a otras personas comenzaron a trabajar la propuesta de hacer en Posadas una edición de la Feria del Libro Independiente y Autónoma, Autogestiva (FLIA).
La experiencia de la FLIA, originada en Buenos Aires hacia el 2008 venía replicándose en cada vez mayor cantidad de localidades de Argentina y había empezado a extenderse a otros países latinoamericanos, como un espacio generado por autores que se animaban a publicar sus propias obras de manera autogestiva o también por pequeñas editoriales artesanales. Se fue gestando como un espacio para las publicaciones y ediciones independientes que no ingresan al mercado formal de la industria editorial y le dio ámbitos y herramientas a muchos autores para poder editar y publicar, difundir y vender sus obras.
Uno de los planteos fundantes de la FLIA es que puede ser organizada y gestionada por quienes acuerden en ello de manera independiente en sus lugares. En Posadas se realizaron varias ediciones entre 2012 y 2015.
“No esperaba que no hubiera espacios para mostrar, espacios para feriar que por ahí en Buenos Aires eso estaba, asi que hubo que remarle y fueron años de insistir bastante para que se vaya generando la FLIA…” recuerda Nadia. Y sobre esa experiencia señala también que siempre se intentó que en ese espacio confluyan producciones de la mayor cantidad de lugares posibles de la provincia:
“Yo tenía mucha intención cuando vine de conectar, salir de Posadas (…) Podes enterarte de qué hacían en el Soberbio, que hacen en Eldorado… Está bueno poder también ver qué pasa en otros lugares de la provincia que están aca a 200 km. (…) A las FLIAS venia bastante gente y venia gente de varias partes de la provincia y podías encontrar publicaciones, libros de Eldorado, Iguazú, de San Ignacio y veías que había cosas pasando adentro de la provincia más allá de Posadas, Oberá ni hablar (…) A mi me gustó dar unas vueltas por la provincia con esa mirada, buscando qué cosas se están haciendo y me fui encontrando un montón de cosas geniales. En Eldorado toda una movida de títeres y cuestiones más artísticas súper grandes.
La FLIA tiene la particularidad de que le hacemos espacio a los libros porque no hay en otros lados. Vos vas a una feria de artesanos y nos vas a encontrar libros, pero no le ponemos un NO, siempre la FLIA fue muy abierta.” describe sobre el concepto de este tipo de ferias.

Feria de publicaciones en Casa Matriz: un espacio para las ediciones.

En Posadas la experiencia de la FLIA fue mutando en la medida que confluyó con otros espacios de feriantes y otras propuestas, como lo son la Feria Consciente, la PeriFeria o la feria de la Bajada Vieja. Esto dio lugar a nuevas experiencias pero también implicó que dejara con el tiempo de realizarse como tal.
A fines de junio se realizó en Casa Matriz una pequeña feria, que tuvo a Nadia, de paso por Posadas, entre sus organizadoras y en la cual se retomó la idea de crear un espacio para difundir publicaciones : “Una feria como la de hoy es un espacio pequeño, quisimos hacer más hincapié en los libros, en las publicaciones alternativas, en las cosas hechas con las manos a nivel editorial pero porque es una propuesta específica. Pero siempre tratamos de abrir, siempre abrir, porque ya para cerrado está todo lo demás.”concluye.

 

COMPARTIR
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

También te podría gustar...