La Rastrojera TV: diez años en la comunicación comunitaria y popular

Nicolás Amadío es el impulsor de una rica experiencia en producción audiovisual que combina talleres de cine comunitario con la realización de documentales, cortos y otros formatos. En esta entrevista repasa la historia de “La Rastro” y algunos debates y desafíos a futuro. Audios.

Diez años que son más:

Si hay un medio de comunicación que se caracteriza por su constante presencia en protestas, asambleas, actos y todo tipo de actividad ligado a las organizaciones populares es La Rastrojera. Desde su germen en 2007 con la realización del corto documental La Casa del Afectado, que registra el testimonio de los vecinos del barrio El Brete afectados por la represa de Yacyretá, La Rastrojera se perfiló como una propuesta de producción particular, que combina la actividad comunitaria con la realización de documentales breves, video clips, o programas de música.

Nicolás Amadío fue quien inició en Buenos Aires lo que sería luego La Rastrojera TV, cuando en el año 2007  se contactó con los afectados por la Entidad Binacional Yacyretá que habían decidido llevar su reclamo a la capital. Allá se albergaban en uno de los galpones del Ferrocarril Urquiza en la estación Lacroze.

“Me metí en otro mundo”

“Yo en ese momento estaba trabajando ahi en una cooperativa que se llamaba Chispero del Sur y me quedaba al lado de la estación del tren. En un momento empezó a haber un movimiento de mucha gente que no era habitual. Me acerqué a preguntar porque tenían banderas de Brasil y Paraguay que llamaban la atención. Ahi me comentaron un poco el tema de la represa, que eran afectados. Me invitaron al galpón que está al lado, a una asamblea que justo tenían ahi. Me fui para allá, me metí en en el galpón y como que me metí en otro mundo.”- recuerda Nicolás. Empezaba asi un camino que lo terminaría trayendo a Misiones, en el tren:
“Ahi conoci al grupo este de afectados que estaban ahi reclamando, y empecé a grabar entrevistas con este grupo hasta que armamos un documental, un corto documental que lo enviamos al Festival Oberá en Cortos. Después como quedó seleccionado me invitaron a venir acá a Misiones a presentar el corto y bueno, se lo comenté a la gente si estaba de acuerdo, porque la idea era difundir el conflicto y entonces me dijeron que si, que estaba la posibilidad de viajar en el tren para venir hasta acá porque ellos tenían un convenio con el que manejaba el tren, que también estaba siendo afectado por la represa, asi que me subí en el tren y me vine con toda la gente de allá.”

El corto es “La Casa del Afectado” que finalmente resultó ganador ese año del Festival Oberá en Cortos.
“Eso impulsó que se pueda difundir acá con mayor fuerza. A la semana del festival hicimos una presentación acá en la Plaza (N. de R.: Plaza 9 de Julio de Posadas)  En ese momento estaban los tareferos, los productores, y los afectados de Yacyretá estaban todos acá. Yo llegué a la Plaza y me emocioné de ver tanta gente. Asi que hicimos una proyección y ahi conocí un montón de gente, de pibes. Conocí a los que hoy son compañeros y compañeras que hicieron que se pueda hacer la difusión de ese material. Eran estudiantes que estaban en Antropología algunos y otros que eran sueltos, que estaban haciendo trabajo con gente acá en la Plaza de aguante, parte artística y eso. Con ese grupo se formó otro grupo de ‘ teatro antropológico’  le decían, y se trabajaba en El Brete directamente con la gente del barrio y se iba dos o tres veces por semana a hacer una obra allá. Entonces ahí empezamos a tener más relación con el barrio, yo me sumé al grupo en la parte audiovisual, filmábamos, como que mezclábamos el audiovisual con el teatro. Entonces articulábamos algunas imágenes con la parte teatral, hasta que se desalojó el barrio.”


La Rastrojera:

Nicolás recorre ese proceso entre el desalojo definitivo del barrio y la conformación del grupo de lo que luego sería la cooperativa de producción audiovisual. Para eso ya se había mudado a vivir a Posadas, cerca del barrio El Brete y había conocido a Caro, su compañera.
“Ahi conozco a la familia de Caro y en la casa había una camioneta, una rastrojera, en la puerta. Estaba abandonada. Al toque que la vi dije ‘vamos a levantar esta camioneta para salir a andar’, para recorrer, justamente para mostrar… Bueno, no la pudimos hacer andar, no sabíamos nada de mecánica… pero bueno era la idea, era el sueño de salir a filmar con la camioneta esa. Como no pudimos en homenaje le pusimos el nombre, para sentir que viajábamos con la camioneta igual.”
Más allá del compromiso político que asumieron, desde el grupo necesitaban también resolver la cuestión laboral y a partir de esa necesidad fue creada la cooperativa de trabajo: “Necesitábamos alguna forma para tener un ingreso para sostenerlo, y ahi fue que surge la propuesta de la cooperativa, con la intención de que todo lo que hagamos tengamos una forma de buscar laburo, la parte legal por decirle” – resume.
“Nos llevó un año completo armar la cooperativa, o sea dejamos la producción para armar la parte burocrática, fue más o menos asi. Resolvimos la parte burocrática casi nosotros.”– recuerda y remarca que el contexto político que lo hicieron les resultó favorable:
“Fue casi en el momento donde – nosotros no lo buscábamos, se dio –  justo estaba la ley de medios en auge, se lanzan un montón de programas y cosas para fortalecer las regiones también. Acá en Misiones fue una donde más se tomó, a diferencia de otras provincias que por ahi se concentraba en algunos pocos acá fue bastante distribuida. Entonces pudimos lograr trabajar en algunas producciones financiadas, estamos hablando del 2010, que nos permitió conseguir equipamientos que estaban acordes a las nuevas tecnologías, a la parte digital. Ya estaba pasando a otra etapa la tecnología y esto nos pemitió estar dentro de ese circuito de producción que no solamente era más dinámico sino que además te permitía tener una calidad de imagen acorde a lo que se demandaba en ese momento. Y eso no sirvió en ese momento para producir primero y equiparnos también.” evalúa sobre las políticas de promoción que se lanzaron desde el gobierno nacional de ese entonces.

Pero además del financiamiento que se brindaba desde diferentes líneas y programas, Nicolás describe un proceso grupal de organización y distribución de tareas que implicaron un proceso de aprendizaje colectivo:

“Saber como resolver el tema de tener plata y cómo dividirla, cómo gestionarla, fue todo un aprendizaje de producción, de todo lo que es el cooperativismo, romper con las reglas verticales, y aplicar desde otra dinámica la distribución de los roles, de las tareas y las responsabilidades también…” valora.

Audio: La Rastrojera en los Festivales de Cine

“Es la confianza que uno tiene dentro de un espacio asi, que fue creciendo de a poco, porque a la vez que nosotros no perdíamos la cuestión de la producción comunitaria, seguíamos dando talleres, o todas las cosas que nos permitieran seguir conociendo la provincia, conocer otras problemáticas, a donde nos invitaban íbamos, festival que aparecía mandábamos las cosas que hacíamos.  Todo eso fue también una forma de buscar la difusión. La difusión es otro tema que es otra lucha, si no te quedás ahi con la producción nomás que se queda guardada en un cajón.”- señala en referencia a algunas de las actividades que le dieron su perfil a la productora comunitaria: la tarea pedagógica, de acercamiento a las herramientas audiovisuales que hacen para diferentes grupos, desde estudiantes secundarios a jóvenes de aldeas mbya. Asi mismo, debe destacarse su participación en los festivales de cine con sus producciones, donde algunas de ellas resultaron premiadas. Es el caso del documental Tierra de la Luna que llegó a varios paises latinoamericanos y a Berlín, o el documental La lucha sigue, verdad y justicia para Mártires López, sobre el líder qom asesinado en el Chaco, que pudo participar en varios festivales internacionales también.

 

 

A diez años de la creación de la cooperativa, Nicolás evalúa cuestiones que tienen que ver con cómo fueron desarrollando líneas de trabajo:
“Siempre lo veo como en dos líneas paralelas: la parte más comunitaria o alternativa, y por otro lado la parte de cooperativa de trabajo. Fueron como dos vías paralelas donde no es que se le dio mas importancia a una o a otra. Lo que surgía le dimos la importancia para los dos lados, como parte laboral o como parte de trabajo de difusión de algún conflicto.” reflexiona. Y en relación a la tarea de acompañar conflictos e intentar sumar a su visibilización, agrega:
“Empezás a pensar si lo que hacés sirve para algo o es solamente mostrar y lo ven los de siempre. Ahi te replanteás, cómo hacemos para romper esto, que se difunda, que genere algo, un cambio real. Y eso también, entre la parte laboral que siempre esta floja y la parte difusión son las dos cosas que están siempre en disputa. Y todavía no lo resolvimos, estamos en eso…”  admite.

Sobre la situación laboral de la cooperativa, el recorte de programas de estímulo a la producción por parte de organismos como el INCAA o de fondos como el FOMECA fue casi total en los años de la gestión de Cambiemos, golpeando con fuerza a las productoras pequeñas. La Rastrojera no dejó de producir material en ese tiempo, pero el desfinanciamiento cambia las dinámicas de trabajo y acota las posibilidades.
Con respecto a la conformación del grupo, dice Nicolás :  “Fue mutando el grupo. Arrancamos seis al comienzo que era lo que establecía el protocolo de la cooperativa. (…) se fueron sumando algunos, después se fueron otros. Cuando funcionábamos en un espacio físico que era más abierto, entraba y salía gente.  Che Kamba en ese momento era como nuestro refugio. Gracias a ese lugar pudimos reconstruir la relación con la gente. Era un lugar abierto, funcionaba bien en ese momento. Y ahora quedamos bastante pocos para ser sinceros. Somos cinco pero medio a lo lejos” – describe.
“Y ahora estamos construyendo un espacio cerca del Brete, que se dio a raiz de la relación inicial con el barrio El Brete, que se consiguió un espacio que hoy funciona frente a la Prefectura. La construcción de un espacio para un astillero, y en ese espacio estamos construyendo un lugar donde vamos a funcionar con la productora. Y bueno, creemos que ese va a ser el comienzo de otra etapa.” – concluye.

Audio: políticas audiovisuales y desafíos actuales del oficio.

Debates y perspectivas:

Una de las expectativas que se palpan con el cambio de gestión en el gobierno nacional es la del sector audiovisual, que espera que se restituyan las políticas públicas de fomento a la actividad que existieron hasta 2015.  Consultado sobre cómo ve el panorama, Nicolás se muestra optimista pero también cauto y plantea algunos debates en cuanto a las políticas públicas de estímulo a la producción audiovisual:
“Hay que ver porque hay una discusión que pasaba también durante el gobierno previo al macrismo, que si bien se abrieron muchas posibilidades también había bastante bajada de línea. Esa es una discusión que hay que replantearla. Si vamos a producir para un sector nomás o va a ser democrático, porque si no siempre va a ser excluyente para algunas productoras. “ – señala. Y también agrega sobre las políticas locales, en Misiones:

“Y acá en la región tenés el IAAVIM que también tiene sus políticas. Y tenés el INCAA que están vinculados, toda una estructura que está apuntando a una industria del cine. Tenés paisajes lindos acá, tenés las Cataratas, pero no se piensa en materia de comunicación. Eso es lo que para mi lo que hay que seguir discutiendo. No sólo dentro de la parte comunicativa sino dentro de la cinematografía también, desde qué lugar uno puede producir, si es para mostrar paisajes lindos o si también se permite la producción donde se vienen a denunciar cosas, donde se vienen a replantear y a desnaturalizar algunas situaciones. Sin respuesta obviamente, o sea la respuesta está en las producciones que salen a la luz y las que no. Los que producen sin presupuesto y los que tienen todo el presupuesto para producir lindas novelas.” apunta. E ilustra la discusión con una anécdota sobre una reunión del sector audiovisual con Maurice Closs cuando era gobernador:  “Había planteado ‘no me vengan con documental acá, para eso ni hablamos’. Asi fue la introducción a la charla.”

Otra parte de la indagación sobre el oficio  tiene que ver con el contexto actual en que se produce, en el que existe un acceso masivo de los usuarios a herramientas como los teléfonos celulares, donde cada acontecimiento es registrado por gran cantidad de personas que comparten videos o fotos de cada situación:

“La técnica de cómo sigue después es lo indispensable. Por ahi pensamos lo que hacemos nosotros como realizadores, periodistas, fotógrafos; de pensarlo, no ponernos a la altura de cualquier usuario de teléfono sino cómo hacemos con todo ese material, para que por ejemplo todas esas fotos que sacaron qué sentido le damos, cómo armamos la historia, cómo la difundimos, cómo tejemos las redes para que la información salga y rompa ese cerco de información que ya te viene atacando, achicando desde antes de que pasen las cosas.” – reflexiona.


+INFO

El material de La Rastrojera TV se puede ver en su canal de YouTube:

La Rastrojera TV

o se la puede seguir en su fan page:

https://www.facebook.com/larastrojeramisiones/

 

COMPARTIR
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

También te podría gustar...