Dos meses de silencio e impunidad para las niñas Villalba

Ayer se cumplieron dos meses de la ejecución de María Carmen (11)  y Lilian Mariana Villalba (11)  por parte de la Fuerza de Tarea Conjunta del Paraguay en el norte de ese país. En Posadas, varias organizaciones acompañaron a Myrian y Rosa Villalba a entregar una nota de reclamo al Consulado Paraguayo, en la cual se señalan que “A dos meses del crimen (…)  el Ministerio Público Fiscal no ha avanzado un centímetro en la investigación de los hechos y sus responsables en todos los niveles.”

Rosa y Myrian Villalba en la Plaza 9 de Julio de Posadas.

Myrian Villalba, madre de Lilian Mariana y tía de María Carmen Villalba, dialogó extensamente con los medios de comunicación en la Plaza 9 de Julio de Posadas y enfatizó la denuncia que realizan al Estado paraguayo por la falta de investigación sobre los asesinatos de las niñas, ambas de nacionalidad argentina, que fueron ejecutadas por la Fuerza de Tarea Conjunta en el departamento de Concepción, Paraguay, en lo que fue anunciado oficialmente como un operativo exitoso contra la guerrilla del Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP).                                                                                                                                                                                                                                                                                Las niñas, que residían con sus madres, sus tías y abuelas en Puerto Rico, Misiones, habían viajado a Paraguay a conocer a sus padres, miembros del EPP, y no habían podido retornar por las medidas de cuarentena.

Sobre las circunstancias de sus asesinatos no pudo saberse más que las versiones oficiales, las cuales en gran medida fueron desacreditadas, como la afirmación del General Grau de que se trataba de mujeres combatientes o la del médico forense Cristian Ferreira, de que las niñas tenían entre 15 y 18 años de edad.

Sin embargo, hasta el momento no se conocen detalles del operativo ni como fueron las últimas horas de las niñas. La familia denuncia que fueron capturadas con vida y ejecutadas, contra la versión oficial que afirmó que fueron muertas en combate.

A pesar del escándalo internacional y las exigencias de organismos internacionales como la ONU o la CIDH, el Estado paraguayo no ha avanzado en la invstigación de los hechos ni en determinar responsabilidades. Esas circunstancias son parte del reclamo dirigido al gobierno paraguayo, presentado ayer en el Consulado en Posadas y que fue suscrito por las organizaciones que acompañan a la familia Villalba.

“A dos meses del crimen, cuando se ha identificado, procesado y arrestado a manifestantes que fueron al centro de Asunción a repudiarlo, el Ministerio Público Fiscal no ha avanzado un centímetro en la investigación de los hechos y sus responsables en todos los niveles. Al contrario, ha obstaculizado la participación de las familiares a través de sus representantes legales; ha hecho lo mismo con el pedido del Consulado argentino para exhumar los cuerpitos para ser examinados por un equipo forense enviado por la Cancillería argentina (…)  el tiempo transcurrido sólo ha sido utilizado por el Estado paraguayo para encubrir e intentar evadirse de sus responsabilidades internacionales con el respeto a los Derechos Humanos y, en particular, con aquellos que protegen a la niñez de los crímenes de quienes detentan el poder.”

Actividades similares se realizaron en distintos puntos del país, como Córdoba, Rosario, Salta, y Buenos Aires, ante los Consulados y la Embajada paraguaya.

 

Fotos: gentileza.-

 

 

COMPARTIR
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

También te podría gustar...